«

»

Jun 23 2016

Capítulo 06×09 La batalla de los bastardos.

     Lo que se anunció como el mejor capítulo de la temporada a bombo y platillo por todas las redes sociales conocidas y por conocer, no solo logró sobrepasar con sus expectativas si no que a título personal y sin que sirva de precedente, catalogaría la batalla de los bastardos como el mejor capítulo de toda la serie hasta la fecha, por su exquisitez, narrativa, historia bien sobrellevada, escenas de tensión, incertidumbre, drama y tensión, además de una fotografía increíble y un posicionamiento de cámara durante la batalla, impropia de una serie de televisión y que más de uno hubiéramos querido apreciar en la gran pantalla, Una batalla digna de una producción multimillonaria más propia del Señor de los anillos que de Juego de tronos. INCREÍBLE.

“Battle of Bastard” nos trae un episodio apasionante y cumple con lo que previamente os decíamos, hace falta una caída de la acción, para poder alcanzar el culmen, era necesario los capítulos de transición para lograr cincelar el arte en la pupila del que visiona en ese momento la gran obra.

El capítulo da su pistoletazo de salida, bueno pistoletazo, su cañonazo desatando desde el minuto uno en plena guerra de la que no arde frente a las tropas de los amos en el corazón de Meeren. En este episodio Daenerys hace gala de sus preciosos hijos, y vemos en la pequeña pantalla de lo que son capaces las fuerzas aéreas (dragones) y terrestres (Inmaculados) de la rompedora de cadenas, cuándo tenga la flota liderada por los Greyjoy no le será difícil hacerse con el trono de hierro.

Cabe destacar la puesta en rendición de los amos del cotarro frente a la señorita Targaryen y sus más allegados, haciéndoles ver a sus adversarios que quien va a rendirse son ellos, en los sucesivos minutos de metraje, tras polvo, ceniza, fuego y hombres saltando por la borda y dos de los dos amos degollados por Gusano Gris, dejan a uno de ellos vivo a fin de que cuente a plena voz lo sucedido en tierras esclavistas y lo que sucederá a todo aquel que desafíe a la sangre del dragón. Puro instinto Targaryen.

Tras esta vuelta de tuerca observamos una gran escena, que aunque por la gran batalla ha podido quedar eclipsada, nos adelanta lo que será la tercera fuerza de Daenerys (su flota Greyjoy), una escena en la que la chica Targaryen y la chica Greyjoy se envisten y unen en fuerte saludo a la romana agarrándose los antebrazos. Saludo que si nos remontamos a la época del Imperio, nos transmitía una fuerte unión entre los bandos y un fuerte compromiso, ya que el agarre del antebrazo suponía la comprobación de que el adversario se encontraba desarmado y por ende confiaba plenamente en la otra persona. ¿Habremos visto tras éste pacto a las dos futuras reinas (del trono de hierro y de sal), forjar su primera alianza pro unión de los siete reinos?

Tras una discusión en las tiendas entre Sansa Y Jon, en la que la mayor de los Stark da por muerto a Rickon, pues como ella misma le induce a Jon “No conoces a Ramsay”, dejándole claro que su hermano menor no va a salir bien parado de la situación.

Tras idear un gran plan de ataque, a pesar de estar en clara minoría (6 contra1), se decide entrar en batalla., puesto que el bastardo de los Bolton decidió no enfrentarse  Jon cuerpo a cuerpo y evitar así una guerra que sin duda acabaría con un número enorme de bajas en el Norte, Hombres que sin duda harán falta para la gran batalla contra los muertos.

Hemos visto a un Ser Davos conectar con el futuro en una escena en la que lo vemos sujetando el caballo de madera que talló para la hija de Sannis Baratheon, lo que nos avanza un posible choque con la adoradora del dios de la luz (Melissandre), en lo que será algo más que palabras cordiales.

La batalla más esperada de la televisión da comienzo con un juego al que tanto le gusta jugar a Ramsay, dotando a Rickon Stark de una oportunidad de salvarse, dándole ventaja para correr, hasta los brazos de su hermano, mientras le dispara flechas a sus espaldas campo a través, Cuándo Jon está a punto de recogerlo entre sus brazos el bastardo de los Bolton le propina el golpe de gracia, acabando con otro Stark, actualmente catalogadas como especie en peligro de extinción.

Tras este punto de inflexión las tropas Stark pierden la cabeza y cargan obviando cualquier tipo de plan y logrando una victoria casi consumada por parte del bando Bolton.

Acto seguido entre lluvias de flechas, caballos cayendo contra la tierra, muertes y vaivenes de asombrosos planos, que nos envuelven en una batalla increíble propia de un film de presupuesto millonario, nos encontramos inmersos ante una de las batallas más épicas vista en pantalla, sobrepasando  con creces a cualquiera vista en la historia de la televisión.

El drama y el alto cargo en agonía y agobio que logran transmitir la batalla es increíble e imposible de transmitir mediante palabras, como escenas a destacar Cuándo Jon Snow se presenta ante el ejército de los afines a los Bolton y las espaldas del bastardo de los Stark llegan sus seguidores y placan. y el agobio de Jon semienterrado entre cadáveres y luchando por respirar entre un muro de carne, huesos e hierro quebrado.

Cabe a destacar la aparición al final del capítulo de Meñique, con sus Westers procedentes del valle de Aryn y salvando el día, aunque es difícil no hacer un aparente símil con Gandalf en el señor de los anillos…

Finalmente vemos a las westers pro Stark irrumpir en Invernalia, destacando a Wun Wun, el último gigante sobre la tierra, dando su vida por un cuervo y acabando finalmente muerto a manos del bastardo de los Bolton, tras realizarle un certero disparo de flecha en uno de sus ojos, acto seguido visualizamos al ejército de los Bolton aplastado y a un Ramsay temeroso desfalleciendo a cada golpe que le propina el bastardo, quedando abierta la oferta que inicialmente le realizó Jon Snow, cuerpo a cuerpo para salva vidas Norteñas, aunque todo está escrito, un bastardo ha de morir, a cada golpe, un bastardo se crece, mientras otro va mermando, hasta que para. HBO es cuándo nos ofrece su magia y nos muestra una última escena, en la que Sansa deja a manos de los perros del propio Ramsay, hambrientos, famélicos tras una semana sin comer, haciéndose justicia poética y terminando con la vida de éste bocado a bocado. Vemos a una Sansa cambiante, diferente, dónde dejó atrás los vestidos y los sueños de princesa, una sonrisa en su cara al presenciar la muerte del bastardo delatan a una pelirroja, fría como los muros del castillo dónde nuevamente habita, ¿veremos a partir de ahora a una Sansa despiadada e incluso perversa?, ¿Estará Sansa embarazada y finalmente Ramsay habrá ganado la partida pese a su muerte y dejando heredero y su fatídica semilla sobre el mundo?.

Sobre el Autor

Garphy

Enlace permanente a este artículo: http://www.sagaroja.com/capitulo-06x09-la-batalla-los-bastardos/

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: